Los médicos se valen de la tecnología para salvar la vida de William

Testimonio de William Takes Horse

En marzo de 2016, William Takes Horse, 63, pensó que tenía acidez estomacal muy intensa.. Tomó un antiácido pero no mejoró. También le dolía el hombro y el brazo derecho. Tomó una aspirina para bebés y se acostó. A la mañana siguiente, su esposa le midió la presión sanguínea y lo llevó a la sala de emergencias de Texoma Medical Center.

"Cuando les dije que me dolía el pecho, comenzaron a hacerme pruebas de inmediato. Me di cuenta de que algo no estaba bien porque se apresuraron para hacerme una cirugía", dice William.

El cardiólogo Srinvasa Reddy, MD, FACC, dice que William tuvo un ataque cardíaco masivo y entró en choque cardiogénico. Esto ocurre cuando la presión arterial disminuye y el corazón no bombea. "El tiempo era primordial, por lo que llevamos de inmediato a William al laboratorio de cateterismo y le colocamos una bomba cardíaca Impella®", comenta el Dr. Reddy.

La bomba, nueva para TMC, es un dispositivo de asistencia ventricular (VAD) percutáneo que se coloca quirúrgicamente en el ventrículo izquierdo del corazón a través de la arteria femoral de la pierna. Ayuda al corazón a bombear más sangre. Esto permite a los médicos llevar a cabo intervenciones para salvar vidas como angioplastia o colocación de stents.

Dr. Reddy dice que la función del corazón de William era de tan solo el 10 por ciento y que había una obstrucción total en la parte superior del corazón. "Una vez que el corazón comenzó a bombear con más fuerza, pudimos desbloquear la obstrucción y colocar un stent. Es muy afortunado porque el 90 por ciento de los pacientes que llegan en choque cardiogénico, no sobreviven", comenta. "Con la bomba cardíaca Impella®, podemos ayudar a salvar más vidas".

William, de la tribu Crow, dice que se siente muy bien y está muy emocionado por la atención que recibió en TMC. "Cuando finalmente vi al Dr. Reddy después del procedimiento, quedó sorprendido de que haya sobrevivido al ataque cardíaco. Ni mi enfermera de rehabilitación cardíaca podía creerlo", dice. "Estoy muy agradecido con el Dr. Reddy, su equipo y todo el personal de enfermería.. Se esforzaron al máximo para cuidarme y darme una segunda oportunidad para hacer lo que más me gusta: visitar escuelas de la comunidad y enseñarles sobre los nativos americanos y su forma de vida".

Vea cómo el Instituto Cardíaco de Texoma trata los ataques cardíacos y otras afecciones >