La reacción rápida durante el ataque cardíaco le salvó la vida

Paciente con problemas cardíacos - Pastor Mark Mitchell

El pastor Mark Mitchell, de la Primera Iglesia Bautista de Denison, Texas, estaba trabajando una mañana en febrero de 2013 cuando comenzó con lo que él consideró era reflujo ácido o algún problema estomacal. Pero, en realidad, era un ataque cardíaco. "Estaba mal del estómago, con dolor en el pecho y finalmente me sentí tan mal que me desmayé y sudaba profusamente. Todo comenzó alrededor de las 10:15 a. m.", dice.

"Comencé a recibir atención ni bien hablé con el personal de admisión en Texoma Medical Center. Me llevaron de inmediato para hacerme un ECG". El pastor Mitchell fue trasladado a una habitación minutos después de hacerle el ECG.

Equipo de respuesta de TMC

"Al poco tiempo tenía un médico y cinco o seis personas más a mi alrededor, que comenzaron con los preparativos para un catéter cardíaco", dice Mitchell. Winston Marshall, MD, FACC, le informó al Pastor Mitchell lo que harían. Mitchel dice que "al poco tiempo de haber llegado ya estaba en camino al catéter cardíaco. No sé qué se hubiese podido hacer para abordar el problema de una mejor manera. Actuaron rápidamente, fueron amables, tranquilizadores... ¡y lo hicieron muy bien!"

Mitchell cree que, "a lo mejor no me percaté de que estaba en el lugar indicado sino hasta después, cuando desperté en la ICU luego del procedimiento de catéter cardíaco. En la sala de emergencias me di cuenta de que estaba recibiendo pronta atención. Sin embargo, solo fue después de despertar que me di cuenta de que estaba recibiendo una atención fabulosa. En la sala de emergencias no me había dado cuenta de que mi estado era realmente grave. Tenía una obstrucción del 95 por ciento y otra del 80 por ciento. No conocía al Dr. Marshall, pero estoy inmensamente agradecido de que haya sido el médico de guardia. Tuvo mucha paciencia y respeto con mi familia. Sus conocimientos y experiencia, junto con las instalaciones de TMC, me salvaron la vida ese día".

Gracias al acceso inmediato del personal de TMC al laboratorio de cateterismo, el procedimiento pudo realizarse sin dilación. El pastor Mitchel cree que eso fue fundamental para su resultado. "Si el procedimiento no se hubiese hecho rápidamente, quizá no estaría aquí en este momento".

"El apoyo de los médicos y el personal fue sorprendente. Después del catéter cardíaco, mi familia estaba rodeada de unos 30 amigos. El Dr. Marshall se tomó el tiempo de explicar detalladamente todo a mi familia (mi esposa y nuestros 3 hijos), y responder las preguntas del resto. Fue muy paciente, amable y detallista", dice.

La rehabilitación cardíaca ayuda en la recuperación

“El Dr. Marshall sugirió enseguida la rehabilitación cardíaca y mi esposa e hijas me apoyaron mucho para que la iniciase. En ese momento no pensé que la necesitaba. Sin embargo, ahora que lo pienso, sé que me atemorizaba un poco tener que hacer ejercicios de cardio". Mitchell sostiene que hacer rehabilitación fue una excelente decisión y afirma que, "el monitoreo cardíaco y la supervisión estricta me tranquilizaron mucho cuando comencé a hacer ejercicio nuevamente".

La tranquilidad que recibió el pastor Mitchell fue el aspecto más útil al retomar el ejercicio físico. "El incentivo del personal para que incrementase la intensidad de mis ejercicios a medida que ganaba fuerza me ayudó a esforzarme más. Hay cierto temor a elevar el ritmo cardíaco después de tener un ataque al corazón. Entonces, con la supervisión y la seguridad de saber que estaba haciendo las cosas bien, pude incrementar la intensidad y la duración de mi entrenamiento".

El pastor Mitchell está ahora muy bien y no ha tenido ningún problema desde entonces.

"¡TMC tiene unos médicos increíbles y unas instalaciones excelentes! Mis amigos y familiares sabrán que no cambiaría nada de todo lo que viví aquí. Mi tratamiento fue excepcional en todos los aspectos", dice Mitchell, mientras afirma que no hay otro lugar donde quisiera haber estado al atravesar una de las experiencias más graves de su vida.

Mitchell comenta que no tuvo ningún inconveniente en todo el proceso. "Desde la sala de emergencia hasta la rehabilitación cardíaca, recibí una atención increíble. Todo fue fantástico, desde los primeros cinco minutos en la sala de emergencias hasta mi última cita de rehabilitación. Ese día podría haber sido muy diferente hace años".

Vea cómo el Instituto Cardíaco de Texoma trata los ataques cardíacos y otras afecciones >

Si necesita un referido a un especialista cardíaco u otro médico de Taxoma Medical Center, llame a nuestro servicio gratuito de referidos médicos al 1-903-416-3627.